Archivo de la etiqueta: la muerte

Del uno para el otro. !Cuidado¡

testamento del uno para el otroEs frecuente que los cónyuges llegados al convencimiento de que es conveniente que tenga que hacer testamento deciden ir juntos al notario para formalizarlo. Una vez allí, le indican al Sr. Notario, o, en su caso al oficial de la notaria, que lo que quieren es un testamento en el cual sus hijos hereden a partes iguales después de fallecer ellos, a fin de que sus queridos vástagos continúen con el patrimonio familiar, pero una vez ellos ya no estén aquí.

Es entonces cuando se les dice la tan manida y errónea frase de “este testamento es de uno para el otro, y después para sus hijos a partes iguales”. Y en ese convencimiento quedan los dos hasta que, muchos años después, al tramitar la herencia del primero de ellos que fallezca, se dan cuenta de lo equivocados que estaban.

Sigue leyendo

Nunca es demasiado pronto para tener las cosas bien organizadas

Hoy desde MyPatrimony vamos a definir para cada franja de edad los motivos que hacen de la Herramienta de Registro de Bienes un instrumento necesario para la organización de objetos, propiedades y activos tanto si estos tienen valor material como sentimental.

El motivo principal, que por si solo debería aclarar cualquier duda sobre su utilidad, es la IMPREVISIBILIDAD. Si algo cierto hay en esta vida, es que nadie sabe el día en que se va a morir. Incluso cuando es algo anunciado, por el hecho de ser anciano o estar sufriendo una enfermedad terminal, la muerte es algo que, siempre, nos coge de sorpresa. Por no hablar de cuando la muerte llega de forma accidental o por una enfermedad fulminante, sin previo aviso llevándose consigo vidas aún jóvenes. No hay forma de prever estos hechos, pero existe una forma de organizarse ante su llegada y es gracias a la Herramienta que ofrece MyPatrimony a todos sus usuarios registrados.

Utilizar esta Herramienta significa también preocuparse por todas las personas que nos quieren y se quedan tras nuestra muerte.

Sigue leyendo

Una experiencia de vida real

Hoy en Mypatrimony hablaremos de la importancia del Testamento Vital y lo haremos desde la perspectiva de Carmen, ese es el nombre que le hemos dado a nuestro testimonio para respectar su anonimato, tal y como nos ha pedido. 

Carmen nos comenta que quizás no sea muy común hablar de la muerte y que puede parecer, en mucho casos, el tema de conversación meno oportuno pero, y estás son palabras suyas:

 “tener esa conversación podría ser un verdadero regalo para padres e hijos”.

En Mypatrimony compartimos en pleno las palabras de Carmen y añadimos que sobretodo para un hijo, conocer las voluntades de un padre sobre los cuidador médicos que desea recibir en el caso de que no tenga las facultades necesarias para opinar y decidir por si mismo, es un regalo cuyo valor es inestimable.  

Y eso es precisamente lo que le ha pasado a Carmen. Su padre de 79 años, le dijo lo que tenía que hacer si su grave enfermedad cardiovascular le dejara en un estado vegetativo o muy próximo a la muerte.

El papá de Carmen, siempre había sido un hombre sano, tenía los primeros síntomas de perdida de memoria muy comunes en su edad, pero nunca hasta el verano pasado había sido hospitalizado.

Fue justo en el mismo mes en que estamos actualmente, junio, de hace un año, cuando tuvo el primer ataque de corazón. Después de varios exámenes el médico les dijo a padre y hija, que el corazón se había quedado muy débil y que existía la posibilidad de intervenir para evitar que sufriera otros infartos muy seguidos, pero también les informó de los grandes riesgos que suponía realizar la intervención. Después de la charla con el médico los dos se quedaron tristes y pensativos: otra vez tenían que enfrentarse al tema de la muerte, hacía más 5 años desde la muerte de la madre de Carmen y aún así los recuerdos volvieron con más fuerza que nunca.

La convalecencia, duró aproximadamente veinte días por lo tanto tuvieron muchos momentos para hablar. El padre de Carmen, tenía mucho sentido del humor, era de esas personas que saben tratar temas tristes con una sonrisa en la boca. Fue en una de las tardes en la que estaban juntos en la habitación del hospital cuando le dijo a su hija que había pensado mucho sobre el tema del testamento vital, y que se había decidido en firmar el suyo, porque no quería de

“ninguna manera”

que intentaran operarle, y

“conservar más, lo que, ya, por naturaleza está caducado”.

Carmen captó enseguida el mensaje de su padre, y cuando el le dijo:

“confio en ti”

supo inmediatamente que había elegido a ella para que hiciese respectar sus voluntades anticipadas.

Después de los veinte días, el padre de Carmen salió del hospital, pero todavía no sabía que iba a volver muy pronto.

No había pasado ni siquiera una semana cuando Carmen recibió una llamada del hospital. Cuando llegó se encontró a su padre inconsciente. Había sufrido otro infarto y más fuerte que el anterior. El medico le dijo que podían intentar operarle urgentemente, pero como la otra vez no pudo de ninguna manera asegurarle que su padre se iba a poner bien.

Así que volviendo a la habitación donde estaba su padre fue cuando supo lo que tenía que hacer: manifestar las voluntades anticipadas que su padre le había manifestado y eso hizo.

Le dijo al médico que su padre tenía firmado un testamento vital donde manifestaba su voluntad en recibir solamente cuidados paliativos si se hubiese encontrado en una situación parecida a la que estaba viviendo en ese momento y así fue como después de tres días, durante los cuales no se despertó en ningún momento, el padre de Carmen murió.

Este es el mensaje que Carmen, ha querido compartir con Mypatrimony, y que os envía a todos los que estáis leyendo estás lineas:

“Si usted no conoce cuales son las voluntades de su padre sobre como actuar en un caso extremo que tenga que ver con la vida o la muerte, debe preguntárselo hoy mismo. Y si usted es un padre, ayudaría mucho a sus hijos, si fuese Ud. quien sacara, por primero, el tema, justo como hizo mi padre. Cada día lo hecho de menos, pero se que he respectado y hecho respectar sus voluntades anticipadas y estoy segura que el hubiese hecho lo mismo por mi.”

Carmen justo unos días después de la muerte de su padre firmó su testamento vital, para que la persona que ha designado como representante, sea quien haga lo mismo que ella hizo por su padre y parece ser que muchas otras personas de sus familiares y amigos también lo hayan hecho, o por lo menos hayan empezado a cuestionarse la importancia de poder disponer de un instrumento: el testamento vital, que permite a quien lo desee de DECIDIR por si solo sobre un tema tan personal y importante como su propia vida.

[boton destino=”https://www.mypatrimony.com/es/testamento-vital” texto=”HAGA HOY SU e-TESTAMENTO VITAL NOTARIAL”]